domingo, 23 de noviembre de 2008

Thank Goodness / Gracias a la Bondad

ACTO SEGUNDO

ESCENA UNO


Han transcurrido un par de años. Las cosas han cambiado: ahora Glinda es una respetada figura pública de Oz, la Bruja Buena del Norte; Fiyero es el Capitán de la Guardia del Mago; Nessarosa es la gobernadora de Munchkinland y Boq es su secretario. En cambio, Elfaba vive como fugitiva y por todo Oz es conocida como la Bruja Malvada del Oeste.

OZIANOS:
Cada día la maldad, cada día el terror crece,
todo Oz está siempre en alerta.
Así es siempre con la malvada,
llevando miedo adonde sea que vaya,
¡buscando nuevas víctimas a quienes lastimar!

OZIANA:
Como un terrible tornado verde,
vuela por todo el país...

OZIANO: Difamando a nuestro pobre Mago

OZIANOS:
Con sus calumnias y mentiras ¡Miente!
¡Sálvennos de la malvada!
¡Escúdennos para no ser encantados!
¡Adviértannos! ¿Dónde atacará ahora?
¿Dónde atacará ahora?
¿Donde atacará ahora...?

Glinda, Fiyero y Morrible aparecen arriba, sobre un podium

GLINDA: Compatriotas Ozianos, por más terrorizante que nuestro terror sea, pongamos a un lado nuestro pánico por este único día... ¡...y celebremos!
¡Oh qué celebración tendremos hoy!

OZIANOS: ¡Gracias a la Bondad!

GLINDA: ¡Tengamos una celebración al estilo Glinda!

OZIANOS: ¡Gracias a la Bondad!

MORRIBLE: Finalmente un día que es totalmente libre de Bruja Malvada

TODOS: No podríamos ser más felices, ¡gracias a la Bondad!

MORRIBLE: Y gracias a la Bondad por ti, Glinda, y por tu guapo novio, nuestro nuevo Capitán de la Guardia. (a Fiyero) Usted está al mando de la caza a la Bruja Malvada, ¿verdad?

FIYERO: En realidad no. Pero no me gusta pensar en ella como una Bruja Malvada.

MORRIBLE: Capitán, ¿cómo se siente?

FIYERO: Frustrante… pero me convertí en Capitán de la Guardia para encontrarla, ¡y seguiré buscando!

MORRIBLE: No, ¡estar comprometido!

OZIANOS: ¡Felicidades!

FIYERO: (a Glinda, confundido) ¿Es una fiesta de compromiso?

GLINDA: ¿Sorprendido?

FIYERO: ¡Sí!

GLINDA: ¡Bien! Esperábamos que lo estuvieras… el Mago y yo.
No podríamos estar más felices,
¿verdad, querido?
No podríamos estar más felices;
justo aquí
mira lo que encontramos,
nuestro complot de cuento de hadas,
nuestro propio final feliz
en el que no podríamos ser más felices,
¿verdad, querido?
No podríamos ser más felices
y estamos felices de compartir
nuestra terminada soltería ¡con todos ustedes!
Él no podría verse más guapo,
yo no podría sentirme más humilde,
los dos no podríamos ser más felices
porque feliz es lo que pasa
cuando todos tus sueños se hacen realidad...

MORRIBLE: Y Glinda, querida, ¡nosotros estamos felices por ustedes! Como Secretaria de Prensa, me he apresurado a asegurar que todo Oz conozca la historia de tu valoría. Lo recuerdo claramente...
El día que fuiste por primera vez convocada
a una audiencia con Oz,
y aunque él no te dijo por qué en un principio,
cuando te inclinaste frente a su trono
él decreto que fueras conocida
como Glinda la Buena ¡oficialmente!

FIYERO: (a Glinda) Así no fue como me lo describiste

GLINDA: Oh, no, no exactamente, pero (susurrando) Hablaremos de eso después

MORRIBLE:
Entonces, con un grito de celos,
la Bruja Malvada salió del incógnito
¡donde se había escondido subrepticiamente!
(murmullos entre la multitud)

OZIANA 1:
¡He oído que tiene un ojo extra
que siempre está despierto!

OZIANA 2:
¡He oído que puede quitarse la piel
tan fácil como una serpiente!

OZIANA 3:
¡He oído que algunos Animales rebeldes
le dan comida y refugio!

OZIANO:
¡He oído que su alma es tan impura
que el agua pura la derrite!

FIYERO: ¿Qué?

OZIANOS:
¡Derretirla!
¡Por favor, alguien vaya a derretirla!

FIYERO: ¿Oíste eso? ¡¿El agua la derrite?! La gente tiene la cabeza tan vacía que se creería cualquier cosa

GLINDA: ¡Discúlpennos un momentito!

Fiyero y ella hablan aparte.

FIYERO: No puedo quedarme ahí parado y sonreír ¡fingiendo que estoy de acuerdo con todo esto!

GLINDA: ¿Crees que a mí me gusta oírlos decir todas esas cosas horribles de ella? ¡Lo odio!

FIYERO: ¿Entonces que haces aquí? ¡Vámonos, vámonos de aquí!

GLINDA: No podemos irnos ahora, cuando la gente espera que nosotros los animemos.

FIYERO: No puedes irte porque no puedes resistirte a esto. Y esa es la verdad

GLINDA: Tal vez no puedo ¿Es eso tan malo? ¿Quién podría resistirlo?

FIYERO: Tú sabes quien podría… quién lo ha hecho.

GLINDA: Fiyero, también la extraño, pero no podemos dejar de vivir. Nadie la ha buscado con más esfuerzo que tú. Pero, ¿no lo ves? Ella no quiere que la encuentres. Tenemos que aceptarlo.

FIYERO: Tienes razón. Perdón, tienes razón. Y si eso te hará feliz, claro que me casaré contigo…

GLINDA: Pero también te hará feliz a ti, ¿verdad?

FIYERO: (amargo) Ya me conoces… siempre estoy feliz (sale)

GLINDA: ¡Fiyero! (notando que los demás la miran) Oh… Sí, gracias queridísimo. Ha ido a traerme un refresco, es tan considerado conmigo…
Por eso yo no podría ser más feliz;
no, no podría ser más feliz,
aunque es, lo admito, una mínima parte
distinto a lo que yo pensaba,
pero yo no podría ser más feliz,
simplemente
no podría ser más feliz...
Bueno, no simplemente...
Porque conseguir tus sueños, es extraño,
pero parece un poco, pues, complicado...
Hay una especie de clase de... costo...
hay un par de cosas que se... pierden...
¡Hay puentes que cruzas
que no sabías que cruzarías hasta que los cruzaste!
Y si esa alegría, ese deleite
no deleita como creíste que lo haría... aún así...
con este perfecto final,
las aclamaciones y el entusiasmo,
¿quién no podría ser más feliz?
Así que yo no podría ser más feliz
porque feliz es lo que pasa
cuando tus sueños se hacen realidad...
¿bueno, no es así?
¡Feliz es lo que pasa
cuando tus sueños se hacen realidad!

OZIANOS: ¡Te amamos, Glinda, si podemos ser tan francos!

GLINDA: ¡Gracias a la Bondad!

OZIANOS:
¡Por toda esta alegría sabemos a quién agradecer!
¡Gracias a la Bondad!
Eso significa el Mago, Glinda…

GLINDA: ¡Y mi prometido!

OZIANOS:
Ellos no podrían ser más buenos,
ella no podría ser más adorable,
¡no podríamos ser más suertudos!

GLINDA: Yo no podría ser más feliz

OZIANOS: ¡Gracias a la Bondad!

TODOS:
¡Por hoy!
¡Gracias a la Bondad por hoy!


No hay comentarios:

Publicar un comentario